Es que en la UE sobran países y falta unión.

El error se cometió en el 2004, cuando se acometió la disyuntiva entre profundizar en la unión de la UE o ampliarla. Las dos cosas a la vez no parecían realistas. Se decidió por lo segundo, probablemente para ampliar mercados consumistas, y quizá por no saber cómo hacer lo de la profundización. Se amplió pues a  Eslovaquia, Eslovenia, Estonia, Hungría, Letonia, Lituania, Malta, Polonia, República Checa y Chipre, y más tarde a Rumanía, Bulgaria y Croacia, llegando a una Europa tan heterodoxa que no es posible manejar ni mucho menos hacerla más unida (en lo político, en lo financiero, en lo fiscal etc.). Es decir un churro.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s